Atardecer en el Mar de China

Publicado por Antonio Tajuelo

  6

 

Atardecer en el Mar de China

Esta es mi última entrada antes de abandonar Taiwán. Antes de continuar descubriendo nuevos lugares me gustaría parar un momento y mirar hacia atrás para valorar la aventura que ha supuesto para mí viajar hasta esta isla de Asia.

Las fotos de la entrada corresponden al atardecer en el Mar de China. Es un bonito lugar desde donde pensar en el camino recorrido ^^.

Atardecer en el Mar de China

Si he de elegir qué es lo mejor que he descubierto durante este viaje no tengo ninguna duda: los taiwaneses. A pesar de que Taiwán tiene una cultura inmensamente rica y muchísimos atractivos turísticos, lo que hace verdaderamente increíble a este país son las personas que allí viven.

Atardecer en el Mar de China

En mi opinión la gente de Taiwán es siempre amable y atenta. Pienso que constantemente intentan dar lo mejor de sí mismos, teniendo en cuenta el bien de la comunidad a la que todos pertenecen. Su buena educación y el respeto hacia los demás son visibles en cada detalle de sus vidas.

Atardecer en el Mar de China

En Taiwán apenas hay personas extranjeras y mucho menos occidentales. Es una isla pequeña, relativamente desconocida, y que no es un destino turístico habitual. Quizás la mejor forma de describir mi situación sea algo así como un extraño en un lugar sin gente extraña, pero igualmente aceptado y querido. Siempre me he sentido muy bien tratado por los taiwaneses. A pesar de que pudiera pensar que aquí podría ser marginado por el hecho de ser diferente, jamás recibí una muestra de desprecio. Solamente recibí sonrisas ^^.

Atardecer en el Mar de China

La gente de Taiwán frecuentemente intenta comunicarse conmigo, aunque en la práctica es muy difícil. Por mi parte no hablo chino, pero ellos se esfuerzan por intentar hablar el que ellos piensan que es mi idioma, el inglés. A título de curiosidad, una vez fui a comprar en un puesto de tés y zumos cerca de casa. Después de explicarle a la chica del puesto que quería dos zumos de naranja señalándole los carteles que allí había, la única forma que tuvo para decirme que el precio total era NTD 74 era decir "seven four" y se avergonzó un poco por la situación. Al día siguiente volví al mismo puesto a comprar unos zumos y, para mi sorpresa, la chica del puesto había averiguado varias palabras en inglés para preguntarme por el pedido: "big or small?", "with sugar?". Esta vez el precio fue "seventy four". Y justo después de darme las monedas del cambio salió fuera del puesto y me preguntó si podía hacerse una foto conmigo. A pesar de que soy una persona extraña para los taiwaneses y existen muchas diferencias culturales entre ellos y yo, ejemplos como este me hacen ver que quieren darme el mejor trato que pueden ofrecer.

Atardecer en el Mar de China
Atardecer en el Mar de China

En Taiwán he hecho cosas lo que nunca olvidaré:

- Subir a lo más alto del Taipei 101, un rascacielos de más de 500 metros de altura

- Ver las pantallas gigantes en los edificios de Ximending

- Descubrir los mercados nocturnos y comer en sus puestos de comida en la calle

- Explorar las tiendas de Taipei City Mall, el centro comercial subterráneo debajo de Taipei Main Station

- Sentir el ambiente de tranquilidad que existe en el Templo Longshan junto a los budistas y taoistas

- Ver uno de los atardeceres más bonitos en Tamsui

- Viajar cada día en el Metro de Taipei

- Esquivar las motos al caminar por una calle estrecha

- Esquivar los peatones, al ir en bicicleta por una calle estrecha :)

Atardecer en el Mar de China

Cosas raras que me han sucedido:

- Conocer a un jugador de póker finlandés, Eemil Tuominen, en el Metro de Taipei

- Tener que comprar un cutre teléfono móvil Huawei y utilizarlo como punto de acceso wi-fi para otro teléfono móvil

- Encontrarme con una rana enorme en la cima de Elephant Mountain, tras haber subido cientos y cientos de peldaños para llegar hasta allí

- Ir a comprar fruta y no conocer casi ninguna de las que vendían en el puesto de fruta

Atardecer en el Mar de China

Me alegro mucho de haber conocido Taiwán, especialmente su capital Taipei. Es un lugar donde me encantaría volver en el futuro, pero por el momento mi aventura continuará en otros lugares.

Dejo atrás Taiwán, pero veré nuevos horizontes ^^.

Relacionado

Vida Diaria en Taipei

  hace 4 años   14

Trenes y Estaciones de Taipei

  hace 4 años   2

Anuncios en el Metro de Taipei

  hace 4 años   4

Más sobre Viajes en Taiwán

Comentarios (6)

Silvercharlio Responder

Buen trabajo y gracias x compartir.

Antonio Tajuelo Responder

De nada ^^

Solo matizar que la aventura de descubrir el mundo no es ningún trabajo, sino algo que siempre estaré encantado de hacer hehehe

Loli Responder

Emocionante y sorprendente. Qué bien encontrar gente tan amable tan lejos. ¡Viva la globalización!